‘Un Pequeño Favor’, thriller con elegancia y humor retorcido

Un Pequeño Favor es tan deliciosamente divertida que debería ser un crimen. La nueva película de Paul Feig no debería funcionar según varios estándares, pero es una proeza que conquista con una mezcla de misterio y comedia perfectamente balanceados cuando normalmente uno estaría molestado por el cambio de tono entre escenas. Es uno de los típicos cuestionamientos de la crítica y que esta película subvierte con suma elegancia, como si la vida misma no fuera así de retorcida e inestable la mayor parte del tiempo. El guion de Jessica Sharzer se pasea entre el drama íntimo, el thriller, y el humor sardónico sin miedo alguno de incomodar, y vaya que lo hace, pero con resultados muy entretenidos.

La trama sigue a Stephanie (Anna Kendrick), una mamá soltera que tiene un popular vlog donde comparte recetas de comidas con un poco de su vida personal. Su rutina cambia drásticamente cuando finalmente conoce a Emily (Blake Lively), la mamá de un compañero de su hijo que es conocida por ser casi un fantasma, de esas madres que no participan nunca de las actividades de la escuela pero que es acompañada siempre por un aura de elegancia de clase de alta. Una tarde, Emily se ve forzada a invitar a Stephanie a su casa a tomar una copa ya que sus hijos desean jugar después de clases, y es así como Stephanie descubre que esta mujer tiene una fachada imposible de descifrar, pero que al mismo tiempo fascina por los misterios que esconde. Todo se vuelve caótico cuando Emily desaparece de forma abrupta varias semanas después, y Stephanie empieza a encargarse de su hijo y a ayudar a Sean (Henry Golding), marido de Emily, en la investigación policial.

Aunque la historia es bastante redonda, el recorrido es muy particular. De un momento a otro pasa de ser un drama personal a un thriller de misterio, siempre con un velo de suspenso y humor entremezclados, y en muy pocas ocasiones se siente como que algo no está funcionando. Mucho de esto tiene que ver con el trío protagónico. Por un lado, Stephanie tiene una presencia única que fácilmente uno podría identificar con una mamá joven que intenta demasiado mantenerse ocupada para no pensar en las cosas más difíciles de la vida, y Kendrick encaja perfectamente en el rol en todas sus facetas. Esto ya se siente mucho antes de que su personaje diga exactamente eso cuando es descubierta limpiando la cocina en una casa ajena. Por otro lado, Lively tiene una mirada que esconde secretos y es realmente difícil ponerla en alguna categoría. Ella es sexy, elegante, distinguida, y llama la atención al momento de llegar a un lugar, pero es igualmente reservada y siempre es la que hace más preguntas de las que responde. El contraste entre ambas es el equilibrio entre el humor y el suspenso, y así como es divertido ver sus interacciones también lo es la película misma.

En el medio está Sean, que cumple el rol de personaje y espectador, columpiándose entre Stephanie y Emily a conveniencia y por inercia, dejándose llevar y creyendo que tiene el control de la situación, cuando el juego es siempre entre las dos mujeres. La forma en la que Feig juega con las expectativas es la cobertura de esta exquisitez y cada giro es una cereza diferente con sabores muy inesperados. Lo mejor de todo es que, a pesar de que la obra ostenta cierto mensaje feminista, no es evidente ni se deja condicionar por ello, siendo leal a su intención de jugar un poco con las reglas de cada género. No hay moraleja ni propósito general más allá de simplemente entretener de una manera alocada y extrovertida, aunque el tema de los secretos es lo que engloba de una forma u otra a todos los personajes.

Desde sus créditos iniciales con fuerte aroma a Saul Bass, es innegable que la película pretende ser un viaje travieso con estilo, y de eso tiene mucho, desde el diseño de vestuario que dice mucho de los personajes hasta los escenarios que transitan, uno más imprevisto que el anterior, además de la banda sonora repleta de canciones clásicas de pop francés, pero son definitivamente Kendrick y Lively las que llevan todo por delante, no solo la trama sino toda la película, arrasando juntas y por separado, y deleitando en cada esquina que toma la historia sin miedo a perder su gracia.

¿Qué les pareció la película? Dejen su calificación y comenten!
Total: 6 Promedio: 4.7
Acerca de Emmanuel Báez 2651 Articles
Editor en Jefe y crítico de cine en @Cinefiloz. Primer miembro paraguayo del Online Film Critics Society, miembro de la asociación Cinema23 del Premio Iberoamericano de Cine Fénix.

Sé el primero en comentar!

Deja un comentario :D